Skip links

Main navigation

Perdona, mami

00Imagen 1

Mami, perdona que llegue tan tarde, pero es que he tenido un día muy raro.

¡Anda!, escúchame y no te enfades.

Me he ido a pescar y, de repente, he visto a un bebé que estaba flotando encima de un tronco en medio del lago.

Me he lanzado corriendo al agua y lo he salvado.

Ya estaba empezando a nadar hacia la orilla, y he oído el rugido de un león. Estaba tan cerca que notaba su respiración.

Cuando ya pensaba que estaba todo perdido ha aparecido, de pronto, un oso enorme que ha atacado al león.

¡Ay!, ¡El susto que me he dado!

Pero es que, al mismo tiempo, ha aterrizado una nave espacial con unos extraterrestres verdes. ¡Eran cien!

Han cogido al oso y al león y han vuelto volando al cielo.

Luego han llegado la mamá y el papá del bebé y se lo han llevado.

Pero cuando ya se habían ido, ha aparecido un gallo enorme, con una cresta roja como el fuego. Corría para atacarme, pero yo me he escapado.

Entonces, he oído un jaleo enorme y he visto que había un monstruo peludo que estaba pegando a unos niños. He cogido un palo y he empezado a pegarle yo a él hasta que me ha dicho ¡basta!

Ya lo sé, tenía que haber llamado a la policía, pero es que no he tenido tiempo.

He tirado el pez y he vuelto corriendo a casa.

¿Lo entiendes?, ¡por eso he tardado tanto!

Así que no te enfades conmigo y dame la cena.

Y mami,  ¡perdona que llegue tan tarde!

FIN

Reader Interactions

Comments

  1. Ji, ji, ji…¡¡Es genial este cuento!! Me lo creo todo, sobre todo si lo cuenta un niño. Y es que no hay nada como un poco de imaginación y una buena dosis de humor para crear bonitas historias como ésta.

    Felicita una vez más a sus creadores. ¡Muchas gracias por compartir esta divertidísima historia! Hasta muy pronto. 🙂

Nos encanta que nos cuentes

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.